domingo, 9 de septiembre de 2018

FRACASO ESCOLAR VS ABANDONO ESCOLAR

Sarceda-Gorgoso, Santos-González y Sanjuán Roca (2017) realizan una
Fracaso y abandono escolar
diferencia entre fracaso y abandono escolar, distinción que depende de la forma como cada sociedad interpreta su sistema educativo. Es así como este primer término suele ser muy común en Europa mientras en EEUU no suele utilizarse.

El concepto de fracaso escolar es muy polémico, especialmente en el momento de su medición, debido a que no existe un acuerdo general sobre qué entender por el mismo y por la forma como son presentados los datos, lo cual se presta a confusión. Tal como lo expresan los autores, es un objeto de discusión “por dos motivos: su valor denotativo, ya que no hay una definición clara del mismo, y su valor connotativo, pues conllevaría la descalificación e incluso la estigmatización del alumno/a. Así pues, realizar una conceptualización de fracaso escolar constituye en sí mismo un problema que lleva en la práctica a una definición dicotómica “reduciendo las múltiples diferencias del alumnado a una división binaria: éxito o fracaso” (Fernández-Enguita et al., 2010, p.11, citado por Sarceda-Gorgoso et al, 2017:83).

No obstante la polémica, las autoras optan por una perspectiva amplia y definen fracaso escolar como “toda forma de no consecución de los objetivos escolares proclamados por la sociedad” (Fernández-Enguita et ál., 2010, p.23). Para el caso de España, el fracaso escolar está vinculado con alcanzar o no la enseñanza obligatoria, es decir, la ESO, acorde con el grupo de edad. En este sentido, es alcanzar la escala mínima esperada socialmente y de carácter obligatorio. En la línea del fracaso objetivo, señalan dos situaciones, una de riesgo de fracaso escolar (absentismo crónico, desmotivación, dificultades de aprendizaje, repetición, entre otros) y otra de facto relacionada esta última con alumnos que repiten cursos y no logran llegar a los resultados de aprendizaje señalados por el sistema.

Mientras el abandono escolar, para el caso de España, estaría relacionado con la no continuidad o suspensión de la enseñanza postobligatorias. Estas dos situaciones se han convertido en un problema social en la medida en que el fracaso escolar sigue siendo muy alto en España ( 18,3% en 2017) y está asociado a situaciones de exclusión económica (incapacidad de asegurar ingresos suficientes, empleo inseguro, dificultad de acceso a los recursos), de privación social (ruptura de lazos sociales, alteración de los comportamientos sociales, deterioro de la salud) y privación política (falta de participación, escasa representación, carencia de poder, etc.) (Marhuenda, 2006:21).


BIBLIOGRAFÍA

Fernández-Enguita, M., Mena, L. y Riviere, J. (2010). Fracaso y abandono escolar en España. Barcelona: Fundación La Caixa. 


Marhuenda, F. (2006) La formación para el empleo de jóvenes sin graduado: educación, capacitación y socialización para la integración social. En: Revista de Educación, 341. Septiembre-diciembre 2006, pp.15-34.

Sarceda-Gorgoso, M.C., Santos-González, M.C. y Sanjuán Roca,M.M. (2017) La Formación Profesional Básica: ¿alternativa al fracaso escolar?. Revista de Educación, 378. España. Octubre-Diciembre 2017, pp. 78-102.

No hay comentarios:

Publicar un comentario